Control de MOSH y MOAH:

Garantizando la seguridad alimentaria a través de estrategias de alto impacto

Estándares globales frente a la presencia de contaminantes

En 2012 la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) publicó un informe relativo a posibles riesgos de nuevos contaminantes que podrían estar presentes en diferentes productos alimenticios1. Dentro de estos contaminantes destacó a los Hidrocarburos de Aceite Mineral (MOH), un grupo compuesto por Hidrocarburos Saturados de Aceite Mineral (MOSH) y por Hidrocarburos Aromáticos de Aceite Mineral (MOAH), dos grupos de contaminantes e impurezas tóxicas señaladas como potencialmente riesgosas para la salud y cuya presencia en alimentos está siendo regulada2. Luego de esto, en 2017, la Unión Europea publicó una recomendación para vigilar el contenido de estos compuestos en los alimentos, especialmente en grasas, aceites, pan, pasta, cereales, nueces, salchichas, pescado enlatado, cacao, chocolate, confitería, hielo y postres, así como en los materiales de embalaje que están en contacto con los alimentos3.

Desde ese momento, los productores de alimentos han implementado estrategias efectivas para reducir la presencia de estos contaminantes en los productos y contribuir a la seguridad alimentaria a través de buenas prácticas como el uso de lubricantes, aditivos de grado alimentario, revisión de prácticas de almacenamiento, limpieza y manipulación, y planes de verificación de estos contaminantes en alimentos y envases.4

Industria de grasas y aceites vegetales

Industria de grasas y aceites vegetales

El sector de las grasas y aceites vegetales, en particular, ha implementado prácticas que han permitido obtener altos índices en el control de estos contaminantes5. En el caso de Alianza Team, compañía con más de 75 años de experiencia en la industria alimentaria, se ha implementado una estrategia basada en tres ejes de acción que han permitido alcanzar altos índices de mitigación para estos contaminantes. El plan incluye aspectos como la identificación y control de puntos críticos de contaminación cruzada por aceites minerales, así como un plan de segregación de materias primas.  De manera específica, la unidad de negocio B2B de Alianza Team, Team Solutions México, hoy realiza la cuantificación de MOH con un laboratorio de última tecnología en Europa que brinda una gran certeza en la identificación de estos contaminantes, ha destinado infraestructura para la segregación de materias primas bajos contaminantes, realizó el cambio a lubricantes sintéticos libre de aceites minerales, implementó el desarrollo de nuevos proveedores y realizó inversiones en tecnologías para mitigación de contaminantes. En general, los análisis y programas de control en materias primas y productos terminados implementados por la compañía permiten aportar al bienestar de los consumidores, cumplir con altos estándares de control de calidad y ofrecer mejores productos a los fabricantes de alimentos.

Alimentar un Mejor Mañana

Las buenas prácticas de control de estos contaminantes se posicionan como un aporte al bienestar de los consumidores y fomentan la confianza en los productos alimenticios6. Además, el compromiso de las empresas con la implementación de prácticas más seguras refleja una visión a largo plazo que busca no solo el beneficio económico, sino también el bienestar general de las comunidades. Este enfoque integral hacia la seguridad alimentaria y la calidad de los productos es fundamental para alimentar un mejor mañana, donde los alimentos sean no solo nutritivos, sino también seguros.

El control de MOSH y MOAH va más allá de ser solo un asunto regulatorio, también es una oportunidad para la innovación y la mejora continua en la industria alimentaria. A través de la colaboración entre organismos reguladores, empresas y consumidores, es posible seguir avanzando hacia un futuro donde la seguridad alimentaria sea una prioridad y donde los estándares de calidad sean constantemente elevados en beneficio de los consumidores.

Referencias

1 EFSA (2012). Panel on Contaminants in the Food Chain (Contam). Scientific Opinion on Mineral Oil Hydrocarbons in Food. EFSA Journal, 10(6), 2704. 185. Doi: 10.2903/j.efsa.2012.2704

2 EFSA (2012). Panel on Contaminants in the Food Chain (Contam). Scientific Opinion on Mineral Oil Hydrocarbons in Food. EFSA Journal, 10(6), 2704. 185. Doi: 10.2903/j.efsa.2012.2704

3 Comisión Europea. (2017). Recomendación (UE)2017/84 de la Comisión de 16 de enero de 2017 sobre la vigilancia de hidrocarburos de aceites minerales en alimentos y en materiales y objetos destinados a entrar en contacto con alimentos. Diario Oficial de la Unión Europea. 12(60). https://www.boe.es/doue/2017/012/L00095-00096.pdf 

4 Food Drink Europe. (2019). Caja de herramientas para prevenir la transferencia de Hidrocarburos de Aceites minerales no deseados en los alimentos. https://www.aesan.gob.es/AECOSAN/docs/documentos/Guia_MOSH_MOAH.pdf

Zarate, J. y García, J. (Junio 15 de 2023). Nuevos enfoques en la calidad del aceite de palma colombiano. Investigación. https://elpalmicultor.fedepalma.org/nuevos-enfoques-calidad-aceite-palma-colombiano/

6 Umaña, L. (Agosto 3 de 2023). Análisis MOSH/MOAH en Aceites Vegetales: Garantizando la Seguridad Alimentaria. Blog TSI Life Science. https://tecnosolucionescr.net/blog/782-analisis-mosh-moah-en-aceites-vegetales-garantizando-la-seguridad-alimentaria

Share:

Latest news

BlueLife: Así logramos recircular agua que es apta para la vida

Leidy Pimienta

Control de MOSH y MOAH: Garantizando la seguridad alimentaria a través de estrategias de alto impacto

Conoce a detalle la estrategia de Alianza Team que ha permitido alcanzar altos índices de mitigación para estos contaminantes.
Natalia Rosas

El papel de los lípidos en productos análogos de chocolate

Los sustitutos elaborados a partir de grasas vegetales pueden mantener la calidad y las características sensoriales, al tiempo que contribuyen a crear productos sostenibles y deseables por los consumidores.
Leidy Pimienta

Aceites vegetales en la alimentación de salmónidos

Aunque el uso de proteínas alternativas ha llegado a representar el 50% del contenido de los alimentos suministrados a los salmones